La comunidad hispana de Connecticut hizo un llamado urgente para que adopten medidas legislativas en cuanto a los sectores de vivienda, salud, educación y progreso económico.